¿Y tú?…¿te dices «te quiero»?

Muchas veces nos resulta más sencillo mirar a los ojos de otra persona para decirle todo lo que le amamos que enfrentarnos a nuestra propia imagen para decirnos estas dos mágicas palabras: ¡TE QUIERO!

Este es el reto al que se tiene que enfrentar el protagonista de la escena que hoy comparto con vosotros. Se trata de un fragmento de la película «Angel-A» (Francia, 2005) de Luc Besson, magníficamente interpretada por el actor Jamel Debbouze. Jamel ya me conquistó con su papel de Lucien, el entrañable dependiente de la verdulería del señor Collignon en mi una de mis películas favoritas, Amelie. En esta ocasión, me emociona su mirada y la sensibilidad que muestra al meterse en la piel de un hombre con muy poco amor hacia sí mismo.

En la entrada «Tienes muchas razones para quererte» ya os hablaba de los beneficios de cultivar el amor hacia nosotros mismos y os indicaba algunos consejos para empezar a construir nuestra autoestima. La autora Louise L. Hay en su libro «Usted puede sanar su vida» nos dice que el amarse a sí mismo es «la varita mágica que disuelve los problemas» y nos recomienda como ejercicio mirarnos directamente a los ojos delante del espejo y decirnos en alto afirmaciones positivas.

Las autoafirmaciones son una herramienta muy potente que los Coaches recomendamos habitualmente a nuestros clientes para transformar las creencias limitantes que muchas veces tienen sobre sí mismos y que les alejan de sus objetivos (puedes profundizar sobre este concepto en la entrada «Las semillas del éxito»). El practicar las autoafirmaciones delante del espejo mirándote a los ojos es, según Louise L. Hay, la manera más rápida de conseguir resultados.

Os propongo un ejercicio que recomienda la autora en el libro mencionado: durante todo un mes (se dice que 21 días son los que se necesitan para establecer un hábito) dite a ti mismo «Me acepto y me apruebo».Cuando aflore un pensamiento negativo sobre ti mismo a tu cabeza, repite estas dos frases como si fuesen tu mantra. Puedes también escribirlas de 10 a 20 veces por día si ello te ayuda, y leerlas en voz alta con entusiasmo. Experimenta y siente qué es lo que mejor encaja contigo.Siempre puedes elegir otras frases con las que te identifiques más, aunque es importante que las pongas en tiempo presente

Puede que al principio al repetir las afirmaciones experimentes cierta incomodidad y escepticismo. Yo lo recomiendo como una forma más para construir un buena base de valoración personal que nos permita enfrentarnos a nuestros retos diarios y nuestras metas. ¿Te atreves a decirte «te quiero»?

2 thoughts on “¿Y tú?…¿te dices «te quiero»?

  1. Se me han saltado las lágrimas con la interpretación de Jamel Debbouze! Puedo indentificarme con él en esta escena. Es tan difícil decirse «me acepto y me valoro… Pero lo pondré en práctica. Me parece muy buen consejo para empezar a valorarse uno mismo de forma positiva. Me ha encantado este artículo! Y creo que para mí va a ser de gran ayuda… Gracias Itziar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *